SherryMaster by Tío Pepe 2018 – Día 1

Cata de vino, historia, sensibilidad en el SherryMaster by Tío Pepe 2018.

Todas las experiencias se aprende y de otras mucho!!!

Hemos estado en Jerez y de nuevo, en la bodega de Tío Pepe esta vez participando en el SherryMáster 2018. Catas de vino únicas y creadas para ese momento, vida e historias embotelladas, pasión y profesión unidad, enoturismo de primera calidad.

Si tuviéramos que resumir estos dos dias, serían siempre a través de las frases Antonio Flores, sabias y con intención:

La primera nada más llegar:
“Que vuestros zapatos se llenen de albariza y vuestro corazón de amor por nuestros vinos”

Y así ha sido como en día y medio, hemos estado gastando zapato y mucha tiza como le gusta decir a él para seguir esta apasionante historia de los vinos de Jerez

Comenzamos en el campo, viendo la albariza, las viñas con fruto y las uvas al sol para que pasifiquen, concentren alcohol y estén listas para elaborar su Px, vino dulce y sedoso, ese que no necesita postre, porque “es el postre”.

Tuvimos la suerte de que Jose Manuel Harana director de viña, nos explicara la gran simbiosis entre el hombre y la vid, adoptando el nombre de muchas de nuestras partes: brazo, yema… Y nos hizo una práctica de injerto.

De allí con Salvador Guimerá director Producción nos explicó como es la albariza, pobre y porosa como una esponja que reserva agua y todos los procesos de laboreo de la viña.

Con la albariza en los pies, nos dirigimos a la bodega para conocer su archivos históricos, cartas, fotos que dan fe de lo que cuentan, historias vividas y compartidas, retos, ilusiones a veces no entendidas, alianzas para crecer, casualidades que se convirtieron en causalidades y para finalizar La Cata en V con Antonio Flores, que nos contó….

Los cinco pilares de los vinos de Jerez:

1)Tierra albariza pobre queda vida y personalidad a los vinos, salinos, mineralidad.
2)Variedades de uva: palomino, Pedro Ximénez y moscatel
3)La crianza biológica, velo flor, el ciclo de vida en la barrica para finos y amontillados.
4)Crianza oxidativa alianza entre oxígeno y vino, olorosos y palo cortado.
5)Sistema de Soleras y Criaderas, no por añadas, para reproducir el mismo nivel de calidad año tras año.

Un esquema que quizás ayude a entender los caminos desde finos a amontillados, olorosos y palo cortado.

Os dejamos una explicación de como es Palo Cortado de nuevo con Antonio.

Video corto despedida de la Cata en V.

Tras la cata, una magnifica comida a cuatro manos. Dos restaurantes trabajando juntos, el Restaurante Lu y el Restaurante Mantua, los dos ubicados en la misma calle de Jerez de la Frontera, y que fue maridada con la selección de vinos de la cata de vino en V anterior. Experiencia muy recomendable si visitáis la ciudad. Para muestra un botón.

¿Aún estás ahí? Seguimos con el resto del día!

Y si el día había estado cargado de emociones, la tarde todavía guardaba más sorpresas.

Ya son las siete de la tarde, entre barricas y con luz tenue, se acercaba la hora de una cata de vino única, joyas maravillosas con años de historia, y dirigida magistralmente por Pitu Roca, sumiller del Restaurante Celler de Can Roca, calificado como uno de los mejores restaurantes del mundo. La cata, “Jerez Entreverao”, contó con la guitarra que Paco de Lucia encargó y nunca llegó a disfrutar, y a la que Diego del Morao, dió voz y compás, mientras de Josep Roca relataba las historias de los vinos.

No hay palabras para describir como Pitu Roca nos acompaña en la cata de vino, y lo marida con una pieza de flamenco a la que da vida Diego del Morao.

Con la piel de gallina y conmovidos por lo que acabábamos de vivir nos trasladamos a otro rincón mágico, el Patio de Lepanto, donde compartimos mesa y conversación!

Final de jornada. Exhaustos por todas las experiencias, la sensación de disfrutar de algo irrepetible, y el saber que en el mundo del vino sigue sumando la tierra y las personas, y en este caso sumaremos LA HISTORIA y su legado.

Publicado el

Compartir